Los partidos independentistas consiguieron este miércoles la presidencia del parlamento catalán en la sesión constitutiva de la cámara que en los próximos días debe elegir al presidente regional, puesto al que aspira Carles Puigdemont a pesar de estar en Bélgica.

El diputado Roger Torrent del partido Esquerra Republicana de Cataluya (ERC) obtuvo 65 votos contra 56 para el candidato anti independentista en un parlamento con ocho escaños vacíos correspondientes a diputados independentistas encarcelados o en Bélgica.

Tres de ellos, en prisión preventiva en cárceles de Madrid, pudieron delegar su voto en otros compañeros como les invitó a hacer el juez que instruye su causa, aunque dos de los grupos contrarios a la secesión se opusieron a ello.

El nuevo presidente del Parlament, Roger Torrent, recibe la felicitación de sus compañeros. EFE

La elección de este diputado de 38 años fue fruto de un pacto entre ERC y la lista de Puigdemont Juntos por Cataluña (centroderecha), que incluye también un acuerdo para investir a este último como presidente regional.

Mirá también

Los independentistas catalanes acuerdan investir a Carles Puigdemont como presidente

Para ello, los independentistas necesitan controlar la mesa del parlamento, su órgano rector que debe dar permiso para una investidura telemática no contemplada en el reglamento y discutida por los juristas de la cámara y el gobierno español.

Mirá también

Se formará el próximo miércoles: cinco incógnitas del nuevo Parlamento catalán

Nacido el 19 de julio de 1979, este licenciado en ciencias políticas, alto, atractivo y con una barba bien cuidada, se convirtió con 28 años en alcalde de su pueblo de 5.000 habitantes, Sarrià de Ter, cerca de la ciudad de Girona, una de las zonas más nacionalistas de esta región.

Un hombre coloca lazos amarillos en la verja del Pac de la Ciutadella, en el Paseo de Lluís Companys, donde la ANC ha instalado una pantalla gigante para seguir en directo la sesión constitutiva de la cámara catalana surgida de las elecciones del 21D. EFE

Desde 2012 compagina la alcaldía de su municipio con el cargo de diputado en el parlamento regional y en la última legislatura ganó popularidad como portavoz adjunto de la coalición de gobierno Juntos por el Sí, formada por su partido y el de Puigdemont.

“Mi primer objetivo será volver a poner la institución al servicio de la ciudadanía y no de las fuerzas del 155”, dijo Torrent en un comunicado en referencia al artículo 155 de la Constitución con que el gobierno español intervino la autonomía regional y disolvió el parlamento catalán después de que este declarara la secesión.

Agencia AFP.



Fuente