La Asociación de Municipios de las Misiones (AMM) de Brasil intensificó las tareas para garantizar la aplicación de los 81 millones de reales a la construcción del puente internacional entre Porto Xavier y San Javier.

La región tiene hasta finales de 2018 para utilizar los recursos que fueron definidos en votación de la Cámara de Diputados en octubre pasado.

Ovidio Kaiser, uno de los impulsores del proyecto del puente, indicó a El Territorio los trabajos que restan por realizar para finalmente proceder a la construcción.

El también coordinador de la comisión Pro-Puente señaló que “las acciones están dirigidas a la elaboración del anteproyecto de la obra. Los trámites están en fase avanzada, falta la licencia ambiental que será emitida por la Ibama (Instituto Brasileño del Medio Ambiente y de los Recursos Naturales Renovables) y es esperada para este mes”.

“La entidad prevé que para finales de abril, inicios de mayo, el proceso estará concluido”, remarcó.

La próxima etapa es en el Departamento Nacional de Infraestructura de Transportes (Dnit) que es el encargado de abrir la licitación para la contratación de la empresa que realizará el proyecto definitivo y la construcción del puente.

El proyecto estará basado en el anteproyecto, “que brinda las premisas básicas para la construcción, como la localización y las dimensiones”, dijo Kaiser.

Asimismo, el presidente de la AMM, Antonio Sartori explicó que el hecho de que la misma licitación reúne tanto al proyecto como a la obra, garantiza la agilización en el proceso.

Explicó que en paralelo a las actividades, se llevan adelante acciones de relaciones diplomáticas con Argentina, puesto que la obra es binacional.

En ese punto, los líderes de la tegión buscan la aproximación con intendentes de las ciudades de Misiones y se realizan a menudo visitas tanto de un lado como del otro del río Uruguay.