[ad_1]

El ex juez federal Norberto Oyarbide volvió a Comodoro Py este jueves para ampliar su declaración indagatoria y, tal vez, acogerse al régimen de “arrepentidos”. Antes, dejó una frase en la que evidenció el temor que tiene. 

Si me quieren matar que me maten. Ya está. Ojalá que lo escuche el presidente todo esto. Ojalá”, dijo el ex magistrado entre lágrimas durante una entrevista en Radio 10.

Oyarbide no descartó además solicitar una custodia especial y aseguró que está en su derecho de pedir declarar como arrepentido.

“Eventualmente puedo hacerlo, estoy en todo mi derecho si estoy diciendo cosas de una gravedad importante. Pero dejen de colocarme todas las cruces. No soporto más esto”, sostuvo.

“Estoy solo. Ahora me voy a comer al Paseo de la Recova, a tomar un plato de sopa. Ahí estoy, por si me quieren servir el plato de sopa o pegarme un tiro en la espalda”, concluyó.

[ad_2]

Fuente

COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS