[ad_1]

Durante todo este jueves se mantuvo la tensión en Israel y la Franja de Gaza, con nuevos ataques hacia uno y otro lado, pese a que los grupos armados palestinos habían anunciado el fin de la escalada.

Milicianos palestinos, integrantes de Hamas y de otros sectores radicales, lanzaron desde el miércoles unos 180 cohetes hacia Israel, que respondió con ataques aéreos en represalia.

Mapa con los lugares donde cayeron los cohetes lanzados por milicias palestinas.

Mapa con los lugares donde cayeron los cohetes lanzados por milicias palestinas.

La mayor parte de los ataques palestinos, durante la mañana, fueron interceptados por el sistema de defensa misilístico conocido como “Cúpula de Hierro”.

Sin embargo, un cohete cayó a la tarde muy cerca de la ciudad israelí de Beer Sheva, a unos 40 km del enclave palestino, donde viven unas 200 mil personas.

“Como consecuencia de las amenazas constantes han sido habilitados decenas de refugios donde la población debió acudir en forma intermitente tanto en horas del día como de la noche”, informó la embajada israelí en Argentina.

Según indicaron los medios, se trata de la primera vez que cae un proyectil en esta ciudad ubicada al norte de Gaza desde la guerra en la Franja de hace cuatro años.

Israel respondió con 12 ataques aéreos, que destrozaron un edificio. Según el Ministerio de Salud, al menos 18 palestinos resultaron heridos.

En Israel siete personas resultaron heridas por los lanzamientos de cohetes desde Gaza, según el Ejército.

“Sólo atacamos objetivos militares que sin duda eran utilizados por Hamas”, dijo el vocero militar Jonathan Conricus. “Vemos que Hamas inició esta última ronda de violencia”, manifestó, y aseguró que se fortalecieron las tropas en el sur del país.

En la noche del miércoles Israel ya había lanzado una serie de ataques aéreos contra objetivos de la organización radical islámica Hamas, que gobierna la Franja de Gaza.

Datos provistos por el Ejército israelí.

Datos provistos por el Ejército israelí.

En esos ataques murieron tres personas: una mujer embarazada, su hija de 18 meses y un miembro del brazo armado de Hamas.

Esta mañana, grupos de milicianos palestinos habían dado por terminado los ataques. “Esta escalada se ha acabado gracias a la mediación internacional y regional”, comunicó la asociación de resistencia armada, un grupo al que pertenecen, entre otros, Hamas y la Yihad Islámica.

El enviado especial de la ONU, Nickolay Mladenov, había llamado previamente a acabar con la violencia. Francia condenó el lanzamiento de cohetes a Israel y exigió que “todas las partes respeten el alto el fuego para evitar víctimas civiles”.

El Ministerio de Exteriores alemán también expresó su preocupación por los últimos enfrentamientos. “La alarmante escalada de la violencia de la noche pasada, en la que murieron varias personas y hubo numerosos heridos, es un gran motivo de preocupación”, señaló una portavoz al grupo de medios RND.

Esta nueva escalada ocurre mientras continúan las negociaciones sobre un acuerdo de un alto el fuego duradero entre Israel y Hamas bajo mediación de Egipto.

Hamas confirmó el lunes conversaciones con El Cairo sobre un alto el fuego, pero por parte israelí no hubo ningún tipo de confirmación oficial.

Desde fines de marzo, más de 160 palestinos han muerto por disparos de los soldados israelíes en protestas y enfrentamientos en Gaza, según cifras del Ministerio de Salud gazatí. Un soldado israelí fue abatido.

[ad_2]

Fuente

COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS