Se lució en el triunfo de Boca con una atajada a puro reflejo y se ganó los primeros aplausos de la Bombonera. Pero el domingo futbolero de Esteban Andrada siguió: un rato después de festejar el triunfo del Xeneize ante Talleres se fue a ver a  Lanús contra Defensa y Justicia. 

Andrada pasó a visitar a Lanús.

El arquero que llevó al club del Sur hasta la final de la última Copa Libertadores aprovechó la tarde libre y se presentó en el Estadio Ciudad de Lanús para ver a sus ex compañeros y también el debut de Guillermo Sara. Fue reconocido, se sacó fotos y también recibió el afecto del club en el que se formó. 



Fuente