Los últimos días se registraron heladas leves y moderadas en la provincia que, si bien no afectaron al cien por ciento de la producción, perjudican sobre todo a la de tomate y morrón.
Las ferias francas de Posadas representan uno de los lugares en los que se puede observar las consecuencias de las bajas temperaturas. “Son productos que no hacen todos los colonos, por el costo de producción que tiene, y más en invierno que se duplican los gastos para cosechar”, afirmó  el presidente de Ferias Francas de Posadas, José Villasanti, en referencia al tomate y el morrón.
Por su parte, Antonio Montórfano, director de Producción y Ferias Francas, aseguró que las inclemencias del tiempo afectaron también a las berenjenas y los zapallitos, ya que son productos muy sensibles a las bajas temperaturas, que en esta semana fueron de un dígito.
“Las heladas generalmente afectan y hacen estragos importantes; si no se protege bien a las plantas, se complica porque se pierde mucha producción”, explicó Montórfano. Sin embargo, en el caso de las hortalizas como el brócoli, lechuga, acelga, espinaca o remolacha -entre otras-, que están bajo invernadero, no sufren ningún tipo de modificación, incluso algunas necesitan del frío.
“La feria se vistió de verde”, concluyó José Villasanti en referencia a lo que se pudo registrar el fin de semana. Las temperaturas irán en ascenso desde hoy y durante los primeros días de la siguiente semana.