Finalmente, en la madrugada de este miércoles encontraron el cuerpo del joven que había desaparecido en el río Paraná a la altura de la avenida Tomás Guido y calle Almafuerte de la ciudad de Posadas.

La búsqueda de José Fernández (22) había comenzado el día lunes cuando se tomó conocimiento que en momentos en que se encontraba en el río junto a un grupo de amigos superaron el borde y avanzaron por una extensión de piedras encalladas en el agua.
Desde allí, uno de los muchachos nadó hasta los tubos de cemento que delimitan la zona de acceso a la guardería de lanchas y Fernández intentó ir con él, pero en el medio del cruce aparentemente quedó sin fuerzas.
“Se tiró, llegó hasta la mitad y pidió ayuda. Pensamos que estaba jugando, pero estuvo dos minutos por ahí gritando. Fuimos y le agarramos. Nos estaba hundiendo y no lo pudimos sostener. Llegaron otros dos más para ayudar pero no lo vimos más, se lo había llevado el agua”, contó un testigo.
COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS