Dos hermanos de 22 y 25 años protagonizaron un verdadero raid delictivo que conmocionó a los habitantes de la localidad de Leandro N. Alem. En tres atracos en el transcurso de una hora, los hermanos Figueredo actuaron con mucha violencia y apuntaron a los más indefensos: un hombre de 75 años que iba a cobrar su jubilación, una mujer postrada a la que irrumpieron con fines de robo en su vivienda y también asaltaron una remisería local donde se llevaron la recaudación, golpearon y amenazaron al recepcionista.
Según aseguran los vecinos, los hermanos Figueredo ya habían cometido varias delitos de robos en la ciudad hace un tiempo atrás y luego se ausentaron de la localidad. Después de algún golpe grande en la zona, se fueron a pasear por el mundo. Pero regresaron y el último miércoles volvieron recargados y con una nueva especialidad, la de “motochorros”.
En diálogo con Acá te lo Contamos por RadioActiva100.7, Andrés Antúnez Oliveira relató lo que debieron padecer sus padres tras el accionar delictivo de los Figueredo.
“Mi mamá es una mujer mayor, tuvo un accidente y no se puede mover, igual la golpearon, mi papá intentó intervenir pero le destrozaron un ventilador por la espalda”, contó.
Y sostuvo que su madre está muy asustada por las amenazas de estos jóvenes delincuentes. “Le dijeron que agradezca que no le mataron ahora, tenían un revólver en el baúl de la moto pero la habían dejado afuera, mi papá pudo cerrar la puerta y se fueron”, expresó.
“En la ciudad se comenta que estos jóvenes habían asesinado a una persona cuando eran menores en Bonpland, tuvieron presos pero los largaron”, añadió.
Por último, remarcó: “Los vecinos ya están cansados de esta situación, se están organizando a través de grupos de whatsapp para hacer justicia por mano propia”.
COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS