Este sábado a partir de las 7 de la mañana, hora Argentina, los Pumas enfrentarán por el Rugby Championship a los All Blacks, luego de lo que fue la derrota en el primer partido por 39-0.

La aplastante derrota de los Pumas ante los All Blacks por el Rugby Championship, el domingo pasado en Gold Coast, trajo consecuencias devastadoras. No solo por el marcador desfavorable 39-0, incluidos cinco tries, sino también porque dejó un parte médico bastante complicado. Aunque todavía no está claro quiénes quedarán definitivamente descartados para el duelo de este próximo sábado, de nuevo ante Nueva Zelanda, a partir de las 7. 

La lista indica que son seis los averiados para el duelo que se disputará en el Suncorp Stadium de Milton, en Australia. Jerónimo de la Fuente -el más comprometido- está desgarrado del aductor izquierdo, Nicolás Sánchez sufrió un esguince en el tobillo izquierdo, Rodrigo Bruni tiene un traumatismo de hombro, Facundo Gigena padece una sobrecarga muscular en el gemelo derecho, a Matías Orlando se le agudizó una pubalgia, mientras que Ignacio Ruiz tiene una lesión grado 1 del músculo soleo. 

Todavía no está claro quiénes serán baja para la formación que definirá Mario Ledesma ante los neozelandeses, que alcanzaron las 15 unidades y quedaron con puntaje ideal. Si este sábado repiten la victoria ante los Pumas, los All Blacks allanarán el camino para un nuevo título en el Rugby Championship. Sin embargo, Sudáfrica todavía tiene aspiraciones: con 10 puntos, espera que los argentinos den el golpe y asimismo busca ganar la revancha a Australia, en el otro encuentro correspondiente a la cuarta fecha, que se disputará el sábado desde las 4.05 de nuestro país. 

Hasta aquí, los Pumas cosecharon tres derrotas en la misma cantidad de partidos. En el debut perdieron ante Sudáfrica por 32-12, volvieron a perder frente a los Springboks por 29-10, mientras que su caída más dura se produjo el domingo pasado, encuentro en el que el equipo de Mario Ledesma quedó con el marcador en cero. Por eso es que urge una recuperación, aunque cada partido de este certamen, lógicamente, implica una máxima exigencia. 

El capitán de los Pumas, Julián Montoya, buscó explicar qué sucedió para que se produjera una diferencia tan grande y su análisis se concentró en la disciplina: “En cuanto a posesión y territorio ellos tuvieron mucho más que nosotros. La disciplina volvió a ser un factor clave. Tenemos muchas cosas por corregir y la verdad que no hay mucho tiempo”, dijo en ESPN. 

Y continuó: “Que duela lo que tenga que doler. Veremos el partido, seremos autocríticos y hay que arrancar la semana entrenando duro. No hay atajos, no hay ninguna fórmula mágica, así que hay que seguir entrenando. Hoy se vio claro dónde tenemos que mejorar. Tenemos que trabajar y mirar para adelante”. Fuente Mol

COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS