Hoy cumplen 1 año los yaguaretés correntinos nacidos en el Parque Nacional Iberá.

“Cielito” y “Fuerza” —sus nombres en guaraní— se encuentran saludables y enérgicos. Sin contacto con humanos, los cachorros ya no dependen de su madre Tania para obtener alimento, participando activamente de la caza de presas pequeñas y medianas. Aún así, continúan interactuando y jugando regularmente con ella.

El yaguareté encabeza la cadena trófica en este ecosistema. Por ello su presencia es vital para alcanzar un ambiente saludable y completo, con todas sus especies presentes y en números suficientes para cumplir su rol ecológico.

Frente a la crisis global de extinción de especies, esta hazaña correntina, única en el mundo, nos llena de esperanza y nos muestra una alternativa productiva como resultado de la conservación, sostenible en el largo plazo y para el bienestar de todas las comunidades.

Este proyecto es posible gracias al trabajo colaborativo de las comunidades aledañas al Iberá, el pueblo de Corrientes, los Gobiernos Provincial y Nacional, la Administración de Parques Nacionales, Tompkins Conservation, NEX No Extinction Brasil, la Entidad Binacional Yacyretá, y otras organizaciones e instituciones privadas.

COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS