Conocido como El Reda y casado con una argentina, es un libanés miembro de Hezbollah señalado como organizador del ataque.

Salman Raouf Salman, alias El Reda, es el miembro de Hezbollah al que Estados Unidos acusa directamente como organizador del ataque a la AMIA. El gobierno de Donald Trumpa anunció ayer que dará como recompensa hasta 7 millones de dólares a quien aporte datos que permitan capturarlo.

Su verdadero nombre es Salman Raouf Salman. Es de origen libanés, pero tiene documentación colombiana. A fines de la década del ‘80 se casó con una argentina: Silvina Sain. Silvina es hermana de Karina Sain, quien era secretaria de Moshen Rabbani, agregado cultural de la embajada iraní en Buenos Aires hasta 1997, y acusado por la justicia argentina de ser uno de los organizadores del atentado a la AMIA.

Rabbani es uno de los que tiene pedido de captura con alerta roja de Interpol y a su vez, una larga relación con el dirigente ultrakirchnerista Luis D’Elía y con el ex Quebracho y también cercano al kirchnerismo Fernando Esteche.

La Justicia argentina cree que Silvina y Karina, esposa y cuñada de El Reda, están en El Líbano, donde el brazo político de Hezbollah forma partre de la alianza de gobierno.

Según informes de inteligencia de servicios extranjeros e informaciones de la Justicia argentina que reveló el diario Clarín esta semana, El Reda fue quien coordinó el ataque a la AMIA en 1994. Él mismo fue quien recogió de un escondite bajo tierra en el Parque Centenario porteño componentes de la bomba que se detonó frente a la AMIA el 18 de julio de 1994. Esos químicos habían llegado allí en 1992 y también se habrían usado en el armado de la bomba que hizo estallar la Embajada de Israel en Buenos Aires en 1992.

Los había enterrado otro miembro del grupo, quien le mandó una foto del lugar a El Reda para que los hallara, en un lugar cercano al lago artificial que caracteriza al Parque. En el lugar, además de los químicos, habían dejado también explosivos C4 y TNT.

El Reda, según la información publicada por Clarín, se ocupó de otras tareas clave para el ataque a la AMIA. Se encargó de supervisar la compra de la Renault Traffic blanca al reducidor de autos Carlos Telleldín que se usó para el atentado, luego de que fue cargada con una bomba de 400 kilos de Amonal armada con los componentes que había sacado del Parque Centenario.

También acompañó al conductor suicida de esa Traffic, Ibrahim Berro, en una caminata de reconocimiento previo al atentado, desde el estacionamiento donde estaba guardada la camioneta hasta la sede de la AMIA, en Pasteur 933.

El 18 de julio de 1994, menos de dos horas antes de que explotara la AMIA, El Reda escapó de la Argentina. Habría tomado un vuelo comercial a las 8 de la mañana desde Aeroparque a Foz de Iguazú y de ahí al Líbano.

Ya hubo dos pedidos de extradición argentinos

La Justicia argentina ya hizo varios pedidos internacionales para que se detuviera a El Reda. En junio de 2009, por pedido del fiscal Alberto Nisman que conducía la unidad especial para el caso AMIA- el juez Rodolfo Canicoba Corral (que reemplazó a Juan José Galeano en la causa tras su destitución) libró la primera orden de captura nacional e internacional sobre el terrorista. En particular, Canicoba envió exhortos a Colombia y El Líbano solicitando la detención y extradición del terrorista.

El 14 de agosto de 2018, con nuevos datos confirmados sobre la verdadera identidad de El Reda, ya con el nombre de Salman Raouf Salman, la Justicia argentina volvió a solicitar a El Líbano la detención con fines de extradición.

De visita en el país, Mike Pompeo apuntó directamente a Hezbollah

El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, dijo ayer que la organización terrorista Hezbollah fue la responsable del atentado perpetrado contra la AMIA hace 25 años en la ciudad de Buenos Aires, con apoyo de Teherán, y afirmó que identificó a un miembro de ese grupo, Salman Rauf Salman, como su organizador.

Pompeo lo expresó en el marco de una conferencia de prensa que ofreció en la Cancillería junto al ministro de Relaciones Exteriores argentino, Jorge Faurie, al término de la II Conferencia Ministerial Hemisférica de Lucha contra el Terrorismo, que sesionó ayer en Buenos Aires.

El Departamento del Tesoro de Estados Unidos ya emitió sanciones contra Salman por “coordinar este devastador ataque” y dirigir, desde entonces, “operaciones terroristas para Hezbollah en el hemisferio occidental”.

Estas medidas congelan cualquier activo de Salman y le prohíben realizar transacciones en el sistema financiero estadounidense en su nombre o en el de Hezbollah.

Faurie y Pompeo anunciaron que Estados Unidos, Argentina, Paraguay y Brasil realizarán reuniones semestrales, la primera “antes de fin de año” en Asunción, para establecer “mecanismos de seguridad regional” en la lucha contra el terrorismo.

El funcionario norteamericano sostuvo que su país anunció el pago de “una recompensa de 7 millones de dólares” para “quien tenga información para detener a este asesino”, en alusión al organizador del atentado que identificó.

Asimismo, destacó que Hezbollah “tiene mucha presencia en esta región” y sostuvo que “continúa usando este hemisferio para reclutar” adeptos.

El viernes, la Unidad de Información Financiera (UIF) argentina había ordenado el congelamiento de activos “de la organización terrorista Hezbollah, entidades específicas del ala militar que integran la misma, y líderes de la organización”.

Hezbollah y/o su ala militar han sido designados como organización terrorista por varios países, incluyendo Estados Unidos, Canadá, Reino Unido, Australia, Nueva Zelanda, Israel y Holanda, como así también por la Unión Europea.

Dichas designaciones dejan en claro que Hezbollah ha sido responsable de la comisión de numerosos actos terroristas alrededor del mundo, señalaron desde la UIF.

 

COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS