Nilda Cabrera es la mamá de Abigail, la nena misionera que recibió un trasplante de corazón.  indicó que la pequeña evoluciona óptimamente y al respecto afirmó que se trata de un “largo proceso de recuperación”, pero que a pesar de ello ya se encuentra mejor.

Abigail estuvo casi un año y medio en la espera de un nuevo corazón, hasta que llegó el indicado. Su mamá manifestó que “la espera se hizo muy larga” y que eso significó muchísimo para su familia. En ese sentido contó que, tras su estadía en Buenos Aires, todos fueron a acompañarla y hacerla sentir mejor.

Hasta el momento continúa en la capital del país debido a que aún restan por realizar diversos estudios para determinar cómo continuará su estado evolutivo. “Ayer nos dieron el alta y ya está fuera del hospital pero le queda un largo control ambulatorio. Si todo sigue bien y no hay indicios de rechazo, nos vamos a quedar un año más según indicaciones de la cardióloga”, anticipó.

“Cuando nos toca vivir estas situaciones, uno quizá no está interiorizado en el tema. Por eso es importante la información. En ese momento caes es la realidad de muchas personas que siguen esperando por un órgano. Si la gente se informa, puede salvar vidas y ayudarlos de alguna manera”, manifestó Nilda.

COMPARTÍ ESTA INFO CON TUS AMIGOS