Los centros de apoyo recibieron más de 3 mil estudiantes durante el verano

0
30

“En los municipios más grandes han llegado a tener dos turnos de más de 30 estudiantes en un solo día, fue un verano con mucha actividad en los centros de apoyo”, destacaron desde la Subsecretaría de Educación, en la coordinación del programa Volvé a la Escuela, ahora llamado “Aprendé +”.

“Más de 3200 estudiantes pasaron en total por los casi 70 centros que estuvieron abiertos, y a partir de marzo vuelven a funcionar al 100% en todos los municipios de la provincia”, resaltaron.

Durante enero el trabajo se enfocó en relevar las trayectorias educativas de niños, niñas, adolescentes y jóvenes para reforzar los aprendizajes especialmente en lo relativo a las habilidades básicas de las macro áreas: lengua, matemáticas, ciencias naturales y ciencias sociales. “Siempre se le dedica particular atención al fortalecimiento de la lectocomprensión, la escritura y las habilidades matemáticas con operaciones de diferentes niveles de dificultad, según los estudiantes”, destacaron.

Rosana “Cielo” Linares, subsecretaria de Educación, comenta respecto al trabajo en los centros de apoyo que “cada chico que va a un centro es un sujeto de derecho, y es la misión del centro hacer todo lo que esté a su alcance para que pueda seguir educándose. Se da un encuentro entre lo intersubjetivo, por la confianza, el trato, el conocer al estudiante y sus dificultades; y lo político, porque todo este vínculo está puesto al servicio de garantizar el derecho a la educación, y de vehiculizar el aprendizaje para que cada estudiante continúe estudiando, pueda recibirse y así llevar adelante su proyecto de vida con plenitud”.

La mandataria agrega también que los centros estuvieron muy ocupados recibiendo muchos chicos de las diez iniciativas de Mitaí Recreativo, donde los juegos y el acompañamiento pedagógico van de la mano, por lo que se integraron varias actividades lúdicas dentro del esquema habitual de los centros para que se mantengan enganchados. “En febrero el trabajo ha sido más minucioso en torno a las materias que los estudiantes rinden ahora en las mesas de exámenes, para que vayan con seguridad y empiecen lo mejor posible, especialmente en el nivel secundario”, sostuvo Linares.