Desde el Hospital Escuela remarcan la importancia de la detección temprana de patologías pulmonares

0
93

En el marco del Día Mundial del Pulmón y el Día Nacional del Neumonólogo, ambas fechas celebradas el 25 de septiembre de cada año, especialistas en Neumonología del Hospital Escuela de Agudos “Dr. Ramón Madariaga” hicieron énfasis en la prevención y detección temprana de enfermedades respiratorias para evitar complicaciones en la salud.

En este sentido, la Dra. Susana Azcona, Responsable del Servicio de Neumonología del Hospital Escuela, mencionó que el objetivo de visibilizar estos días es alentar acciones para mejorar la salud respiratoria mundial, como también la detección temprana de patologías pulmonares para evitar su avance y complicaciones en la persona enferma, su entorno y la sociedad.

¿Por qué es importante el control de la salud respiratoria?

La profesional explicó que las enfermedades respiratorias son en su mayoría prevenibles. El control y seguimiento médico de los pulmones ayuda a dar con un diagnóstico certero y a tomar medidas necesarias para evitar cuadros más graves, controlar síntomas y mejorar la calidad de vida.

En cuanto a los síntomas respiratorios tempranos, Azcona detalló que se trata de tos, expectoración, silbidos y dificultad para respirar. “Dentro de las casas, el humo de tabaco es un contaminante importante; no alcanza con ventilar los ambientes ya que la corriente de aire no llega a barrer todas las partículas que se generan”, agregó. Ante cualquiera de estos síntomas, es importante consultar a un profesional.

Con respecto a las patologías más frecuentes y prevenibles, Azcona aclaró que se trata de EPOC (Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica), que se caracteriza por la limitación progresiva de ingresar aire a los pulmones, y la neumonía.

“El principal factor de riesgo del EPOC es el tabaquismo”, afirmó la profesional, a la vez que aclaró “la detección temprana y su tratamiento ayudan a mejorar la calidad de vida de las personas que lo padecen”. Las personas expuestas a ambientes con aire contaminado son el grupo de mayor riesgo.

La neumonía, por otro lado, es la principal causa de muerte por infección en niños en todo el mundo. La prevención es vital ya que cualquier infección grave del tracto respiratorio inferior puede afectar el desarrollo pulmonar.

Finalmente, la profesional remarcó que las vacunas son de vital importancia para prevenir casos bacterianos y virales de neumonía, reduciendo las enfermedades, las muertes y el gasto nacional en atención sanitaria. La cobertura total de la PCV (Vacuna Antineumocócica Conjugada) puede evitar la muerte de 1,6 millones de niños menores de 5 años de aquí a 2030.