La recaudación fiscal de junio cayó en el país 14% en términos reales y alcanzó los $11,2 billones

0
31

La recaudación fiscal de junio totalizó los $11,2 billones una cifra que representa un incremento nominal del 221,2% interanual y una contracción real del 14%, muy por debajo de la inflación acumulada durante el mismo período. Los datos corresponden a la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) .

La información se conoce hacia el final de un día de incertidumbre en los mercados, en los que la brecha del dólar oficial con las versiones libres llegó al 50% y tanto bonos y acciones argentinos se desplomaron, tras los anuncios realizados el viernes por el ministro de Economía, Luis Caputo.

Afectado por la caída de la actividad económica, el Impuesto al Valor Agregado (IVA) reportó ingresos por $3,39 billones, con un incremento nominal del 195,4%, lo que indica una baja real del orden del 19,5%. El componente fiscal registró un incremento del 225%, pero el del comercio exterior solo creció 133%. Hay que tener en cuenta que los ingresos del IVA se determinan con la facturación del mes anterior, en este caso, mayo cuando el consumo bajó 7,7% inter anual, según estimaciones de la Cámara Argentina de Comercio (CAC).

Por otro lado, el otro impuesto importante dentro de la estructura fiscal, ya que se comparte con las provincias, Ganancias logró sumar $2.51 billones, con una suba nominal de 209,7%, pero con una baja del 17,4%. A diferencia de lo ocurrido en mayo, los vencimientos de sociedades fueron menores. Por otro lado, este mes tendría que haber vencido el Impuesto a las Ganancias de las personas, que como consecuencia del debate por el paquete fiscal, se ha postergado para septiembre.

Tal vez te interese leer: Reacción negativa de los mercados tras los anuncios de Caputo y Bausili: caen las acciones argentinas en Wall Street, aumenta el riesgo país y sube el dólar
El Instituto Argentino de Análisis Fiscal (IARAF) señaló que «en junio, la recaudación tributaria nacional habría descendido un 14% real respecto a junio de 2023» en tanto que «al excluir la recaudación por tributos vinculados al comercio exterior, la baja sería del 17%».

La recaudación que más habría aumentado en términos reales sería el impuesto PAIS con 279%, seguida por el Impuesto a los Combustibles con 14,6% y en tercer lugar el impuesto al cheque con 1,2% (este tributo se vio favorecido por la prórroga del vencimiento del mes de mayo).

«En el otro extremo, la recaudación que más habría caído sería la del impuesto Bienes Personales, que lo habría hecho en un 60,6% real interanual, seguido por derechos de exportación con 36,8% y derechos de importación 35,4%. El principal impuesto, el IVA, habría registrado una baja interanual del 19,5%, reflejando la importante caída del consumo», indica el IARAF.

En ese sentido, el Impuesto al Cheque generó ingresos por $885.662 millones, con un incremento nominal del 279%. Hubo incidencia favorable de un vencimiento de mayo que se pasó para junio.

En Seguridad Social, la recaudación fue de $2,24 billones, con un incremento nominal de 233%. Eso implica una caída del 11,2% real. Los aportes personales sumaron $865.901 millones, mientras que las contribuciones patronales aportaron $1,37 billones. El resultado se debería al incremento del desempleo.

Por Derechos de Exportación se obtuvieron $ 429.614 millones, con una variación interanual de 136,9% nominal y una caída real del 36,8%. La AFIP indicó que Incidió positivamente la suba del tipo de cambio, pero que fue compensada por la caída de los precios.