A raíz de esta situación una división con perros recorrió los cuatro pisos donde funcionan cuatro ministerios: Hacienda y Finanzas, Energía, Transporte y Producción. La brigada de explosivos de la Policía Federal no detectó ninguna anormalidad.

Las actividades, en tanto, se desarrollaron normalmente mientras se desarrollaba el operativo.

La agencia oficial Télam informó que la denuncia fue recibida a través de un llamado telefónico anónimo, lo que generó el operativo de prevención.

De esta forma, el Palacio de Hacienda se suma a los edificios y dependencias nacionales y provinciales —fundamentalmente la Casa Rosada y la sede de la gobernación bonaerense— que fueron blanco de amenazas en los últimos días.