La revista aseguró que esta situación acabaría con cualquier intención de sentarse en el trono como sucesor de la monarquía, pues su madre, la reina Isabel II, no estaría de acuerdo con esa revelación y decidiría dejarle su herencia a Guillermo.

Asimismo, afirmó que su esposa Camila de Cornualles inició los papeles del divorcio debido a que esta no es la primera vez que Carlos de Gales es expuesto al “ojo del huracán” por estar involucrado con jóvenes menor que él.

Los rumores de su posible homosexualidad iniciaron en 2010 cuando este mismo medio sostuvo que el Príncipe había sostenido relaciones con hombres durante 30 años, por lo que su matrimonio con la princesa Diana fue un montaje.