Las siete enfermedades que pueden transmitirse a través de los besos

0
79

Pero, de acuerdo a un estudio publicado por The American Journal of Medicine, existe un número importante de esas bacterias con capacidad para transmitir infecciones y enfermarnos:

1. La mononucleosis: esta es la más famosa al ser conocida como ‘enfermedad del beso’. Está provocada por el virus de de Epstein Barr, que se transmite a través del intercambio de saliva. Es más frecuente en personas jóvenes y sus síntomas suelen ser fiebre, dolor de garganta (muchas veces agudo), inflamación de los linfonodos y fatiga.

2. El herpes: su contagio es bucal y/o labial. Según la American Sexual Health Association, más de la mitad de la población adulta en Estados Unidos tiene o ha tenido este tipo de herpes en la boca. El mismo provoca altas fiebres, llagas (incluso hasta la garganta) y malestar. Puede permanecer durante mucho tiempo latente en la persona hasta que se desarolle la enfermedad. Los síntomas duran entre 8 y 10 días y no hay mucho que hacer porque desparecen solos.

3. Meningitis viral: se transmite con un beso, pero también a través de la mucosidad y las heces de la persona infectada. Los primeros síntomas de esta enfermedad altamente contagiosa son dolores de cabeza, fiebre, escalofríos, fatiga, náuseas, dolor de cuello y confusión.

4. Citomegalovirus: esta enfermedad puede permanecer en el cuerpo de la persona toda la vida. El principal riesgo llega si es contraído por mujeres embarazadas, ya que puede afectar al feto y en la mujer puede provocar neumonía o hepatitis. En el resto de personas, los síntomas son muy parecidos a los de la mononucleosis y pueden durar hasta tres semanas. También se puede transmitir a través de la orina y sangre.

5. Influenza: es altamente contagiosa. La influenza provoca gripe y su nivel de agresividad depende de la cepa. La gripe provoca miles de muertes al año en todo el mundo, en especial en personas de avanzada edad y aquellas con graves problemas respiratorios.

6. Paperas: los síntomas son fiebre, dolores de cabeza y musculares, fatiga y pérdida de apetito. El principal grupo de riesgo es, claro está, las personas no vacunadas contra esta enfermedad.

7. Polio: no tiene cura y afecta sobre todo a los más jóvenes. Afortunadamente, el uso de vacunas ha erradicado su aparición en muchos países avanzados.

DEJÁ TU COMENTARIO

¡Por favor, ingresá tu comentario!
Por favor, ingresá tu nombre aquí