La gigante global de las redes sociales fue intimada por un regulador irlandés con la suma de 390 millones de euros por incumplir  “sus obligaciones de transparencia” y utilizar una base jurídica errónea.

El regulador irlandés, que actúa en nombre del bloque, afirmó en un comunicado que Meta incumplió “sus obligaciones de transparencia” y utilizó una base jurídica errónea “para su tratamiento de datos personales con fines de publicidad” personalizada.

La empresa estadounidense tiene su sede europea en la República de Irlanda, por lo que corresponde al regulador irlandés aplicar las sanciones.

El ente ya había sancionado al gigante californiano con 405 millones de euros en septiembre por fallos en el tratamiento de datos de menores, y con 265 millones en noviembre por no proteger suficientemente los datos de sus usuarios.

La sanción de este miércoles es consecuencia de la adopción de tres decisiones vinculantes por el comité europeo de protección de datos a principios de diciembre.

Las dos primeras se referían a infracciones relacionadas con Facebook (por la que la multa asciende a 210 millones de euros) e Instagram (por 180 millones de euros). La tercera, relativa a WhatsApp, se notificó posteriormente y su aplicación se decidirá la próxima semana.

Fuente: Télam